White Chritsmas by Charlie Brooker; Black Mirror, 3ª Temporada

White Chritsmas de Charlie Brooker y dirigida por Carl Tibbetts es el título de la 3ª Temporada de Black Mirror, que ya referenciamos aquí.
Black Mirror es una serie que se desmarcó de muchas otras al mezclar de una manera sublime la ciencia ficción y el drama en capítulos independientes los unos de los otros y que recurren a la deshumanización por la tecnología para contarnos cómo podrían ser las cosas cuando, todo esto que vivimos hoy de redes sociales, de estar siempre online, llegara a irse de madre de tal forma que, definitivamente, nada más importara.
En este especial navideño previo al estreno de la tercera temporada, nos encontramos con la estructura típica de la serie, con el episodio dividido en diferentes capítulos que nos irán conduciendo hacia un final muy Black Mirror.
El inicio no es nada novedoso, con esos dos hombres en un trabajo en medio de la nieve que según parece ni siquiera se conocen mucho pese a llevar varios meses conviviendo, cosa que uno de ellos echa en cara al otro y es a partir de ahí cuando empieza la conversación entre ellos e iremos conociendo el pasado de ambos; sus anteriores trabajos, sus relaciones personales.
Esa charla es la que nos lleva por esos caminos tan inquietantes que esta serie es única a la hora de plasmar, porque en el fondo son muy reales, quizá no dentro de cinco años ni de diez, pero en el fondo ya somos esclavos de la tecnología y la manera en que se plasman por ejemplo los “bloqueos” me ha parecido muy inquietante.
Charlie Brooker creador de la serie y guionista de este especial, consigue, con la ayuda de Carl Tibbetts en la dirección, una historia dinámica, que toca sin centrarse en ninguno, el terror, el drama, la ciencia ficción e incluso la crítica social, transportándonos en un viaje que nos hará plantearnos hasta qué punto estamos haciendo las cosas bien y sobre todo, pensar que, al otro lado de ese dispositivo que tenemos entre las manos, o sobre la mesa, no hay bits, sino otras personas como nosotros, que viven y sufren cuando se les trata con malas maneras igual que sufrimos nosotros.
El elenco de actores me parecen, como siempre en esta serie, ideales en sus roles y con un desarrollo de los personajes que muestra la gran calidad Jon Hamm (Matt), Oona Chaplin (Greta); Natalia Tena (Jenniffer) y Rafe Spall (Potter). Transmiten y consiguen que empatices con ellos, aun cuando las acciones que realicen sean moralmente reprobables en algunos casos. El final es muy inquietante y desasosega mucho.
Black_Mirror_White_Christmas_TV-104850915-large
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Sildavia9

Estadísticas del blog

  • 241,627 visitas
A %d blogueros les gusta esto: